Érase una vez un sueño

Día de muertos II, la mezcla con el cristianismo

with 5 comments

Cortés tenía ordenes expresas de no desembarcar en tierra, ni de combatir con los nativos, tan sólo tenía que dialogar y comerciar con ellos lo máximo posible, pero Cortés, hijo de familia hidalga, había pasado unos años en prisión por una acusación de conspiración, por lo que no era muy bien visto en Cuba y había invertido toda su fortuna en esa expedición, así que tenía otros planes en mente. Siempre hizo todo lo posible por convencer a sus hombres para fundar colonias permanentes en las tierras méxicas e intentar avanzar hacía la gran ciudad llena de oro de la que los indígenas hablaban (Tenochtitlan, actual México D.F.). Y lo consiguió, aunque pagando a veces precios muy altos, pero esa es otra historia.

Hubo muchos momentos de tensión en los que la rebelión entre sus hombres estuvo a punto de surgir, pero uno de los argumentos que principalmente ayudó a Cortés a convencer a sus hombres (además del más importante, el oro) era el hacer la “obra” de Dios, convertir a los indígenas al cristianismo. A todos los hombres de la expedición les horrorizaban los sacrificios que los nativos realizaban para sus paganos dioses y como Cortés mostró una gran determinación en acabar con estos ídolos e imponer las imágenes de la virgen y la cruz, incluso más determinación que los sacerdotes que iban con él, consiguió el voto a favor de muchos de sus soldados y capitanes.

Seguramente esta fue una de las principales diferencias entre el colonialismo español y el inglés, los españoles buscaban conseguir oro y convertir a los indígenas al cristianismo, los ingleses se quedaban con lo primero, algo más lucrativo. Pero bueno, también se encontraron con situaciones diferentes, los españoles se encontraron con un imperio, el Azteca, que estaba sometiendo al resto de los pueblos del actual México y además era mucho más grande de lo que podrían haber llegado a imaginar.

La cultura Azteca también ayudó a que Cortés pudiese conquistar grandes territorios y conseguir que una gran cantidad de indígenas le siguiesen. Además de que algunos pensasen que los españoles eran dioses, o enviados de estos, que volvían del reino de los cielos, los indígenas no atacaban de noche, porque era el tiempo de los demonios, tampoco atacaban más de uno al mismo tiempo a otro soldado, y esto se debía a su cultura del sacrificio. Para un guerrero era mucho más importante vencer al enemigo capturándolo que matándolo, así podría sacrificarlo y ascender de rango social y militar. De este modo si mientras un guerrero luchaba con el enemigo, otro guerrero del mismo ejercito atacaba a ese enemigo, se consideraba una ofensa, porque estaba intentando disminuir el mérito de la captura o arrebatarle el trofeo, algo aún peor. Es por esto que los nativos peleaban de uno en uno, no como ejército, de esta forma la inferioridad numérica de los españoles no les representaba ningún problema, tan sólo tenían que ser capaces de soportar la fatiga del combate, dado que combatían con mejores armas y armaduras, y caballería y artillería, claro.

De este modo, la expedición de Cortés fue librando y venciendo batallas que le permitían, al conquistar un nuevo territorio, derribar los ídolos y destruir las salas de sacrificios, provocando con ello la ira de los chamanes y del pueblo indígena. También cuando el líder vencido les ofrecía a las mejores mujeres de su pueblo para los capitanes españoles, rápidamente las bautizaban y casaban, para que estar con ellas no fuera pecado… Claro, no sabían si los indígenas tenían alma o no, pero en cuanto les ofrecían mujeres… a bautizarlas rápido que seguro que tenían alma. Muy inteligentes ellos.

Con el tiempo, tras la primera expedición, se siguió intentando inculcar el cristianismo, incorporando las festividades que ya existían en España e inventando algunas nuevas para ocupar el sitio de las que existían con anterioridad.

Aunque todavía quedan indígenas en México que no han perdido del todos sus costumbres, por ejemplo en la sierra Tarahumara, en el estado de Chihuahua, siguen existiendo poblaciones indígenas que aunque realizan celebraciones parecidas a las de semana santa, ellos sin embargo sacan en “procesión” a un muñeco de trapo que simboliza a los españoles y a continuación lo cuelgan de algún sitio para que todo el pueblo se lance con sus herramientas y palos, uno a uno eso sí, a golpearle y finalmente quemarlo. Es una forma de simbolizar que no quieren aceptar las costumbres traídas con la conquista. Por supuesto yo no me asomé por allí…

Volviendo al Día de Muertos, las festividades más importantes relacionadas con la muerte y los sacrificios se realizaban el noveno mes del calendario solar azteca (más o menos el inicio de agosto), los españoles se encargaron de desplazar esta celebración para que coincidiese con el Día de todos los Santos y Todas las Almas, algo que ya se había hecho con el ritual céltico pagano de Samhain, día del banquete de los muertos. De este modo nació lo que sería el actual Día de Muertos mexicano, que ha perdurado hasta la actualidad, aunque cada vez esté más mezclado con las fiestas de Halloween…

“Como no me he preocupado de nacer, no me preocupo de morir.”Federico García Lorca

About these ads

Written by dajoropo

31 marzo, 2006 a 15:07

Publicado en Historias

Etiquetado con , ,

5 comentarios

Suscríbete a los comentarios mediante RSS.

  1. Hi! Veo cierto aire nostalgico en tus comentarios !!! jejeje…
    … pero me he enterao por una de mis fuentes que otra vez te vas de viaje, no??? (Y no ha sido Elias !!!! jijiji)

    Te suena la frase: ” Oye: tu sabes que para ir de viaje se me tiene que informar y pedir permiso a mí ” (Dani a Alex en cierto botellon)

    …Bueno pues que sepas, que te vas a perder la temporada de VolleyBall, que comienza esta Semana Santa !!! Ohhhh!

    …Vamos a estar más entrenados que tú!!! (correr no cuenta!!!)

    Saludos!

    ALEX !!!

    31 marzo, 2006 at 19:59

  2. Vale que tanto de historia ni yo me sabía.
    Lo que sí es que hay muchos lugares en que la palabra gachupín ha de ensalsar los fervores de pelea y abuso que ninguno de nosotros vivió, que ninguno de nosotros recuerda, pero todo el coraje del abuso siempre perdura por muchos años…
    será que es permisible dicho comportamiento?… es decir.. no perdonar jamás el arrebato?.. yo creo que no… pero tampoco hay que sonreír con cara de tontos y fingir que nada ha pasado.
    ahhh la educación, siempre es rencorosa y por eso siempre hay este tipo de cosas… al menos tmb ha traído en estos días ideas de tolerancia y convivencia…
    pero como en todo… salen quienes no acepten las ideas nuevas.. y de nuevo a dar vueltas.
    ¡viva méxico!

    kluzter

    1 abril, 2006 at 5:23

  3. Que conste que a mi lo de gachupín nunca me ha ofendido, frijolito :) La historia es importante conocerla para saber por qué y cómo hemos llegado a la situación en la que estamos ahora, pero los rencores históricos no tienen demasiado sentido si en una disputa se implican personas que, ninguna de ellas, vivió aquellos acontecimientos…

    Lo mejor es evaluar la situación actual y ver la mejor manera de actuar

    Saludos!

    Dajoropo

    1 abril, 2006 at 16:16

  4. Bueno a ver si esta vez se añade el comentario. Como iba diciendo, parece ser que los españoles nunca hemos sido muy buenos a la hora de aceptar otras culturas o costumbres, aunque creo que en esos tiempos y aún en nuestros días, muy pocos lo hacen.

    Me gustaría preguntarte una cosilla ¿es cierto eso de que a los prisioneros españoles los mataban haciendoles beber oro fundido?

    Hasta prontito.

    Glaurung

    1 abril, 2006 at 19:18

  5. Pues la verdad es que no había escuchado antes esa historia, pero he encontrado por internet una paginilla que comenta la historia de Chile dice que fueron los españoles los que ejecutaron a algunos caciques haciendoles beber oro fundido, pero no mantuvieron mucho esta costumbre, seguramente por el precio, y pasaron a hacerlo con plomo.

    Dicen que ese es el origen de una expresión en Chile, que cuando alguién dice algo con lo que no estas de acuerdo, dices “Plomo fundido” o simplemente “plomo”

    Saludos

    Dajoropo

    2 abril, 2006 at 18:02


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: