Érase una vez un sueño

Día de muertos III, gastronomía

with 2 comments

Según el calendario de México Antiguo que tengo colgado en la pared de mi cuarto hoy es el Día de Muertos (31, 1 y 2), y claro me he puesto a recordar que por estas fechas, hace un año estaba yo pegando pingos por la costa oeste de México en un tren por la Barranca del Cobre… Así que como conmemoración vamos a hablar otra vez de lo que probablemente más me atraía de México cuando allí me dirigía, el maravilloso Día de Muertos.

Ya se habló de su historia en anteriores capítulos (I, II), pero ¿Cómo es el Día de Muertos del México actual? Pues muy diferente dependiendo de si vas al sur o al norte, infectado este último por jalogüín, pero todavía se conserva mucho de la tradición, y dentro de este día una parte importante es la comida.

Una de las tradiciones es construir altares que contienen objetos, bebidas y comidas que eran de la preferencia del difunto a venerar y una fotografía del mismo. Un detalle que me encantó fue el caminito de velas que le guía hasta allí, durante estas noches, para que cuando se levante pueda disfrutar de los placeres que desde hace tanto tendrá olvidados.

Los panaderos y pasteleros son una parte imprescindible en estos días, porque se encargan de generar los panes y dulces que satisfagan a vivos y muertos con diferentes platillos especiales: pan de muerto, rosca de la vida, pan cruzado, huesos de manteca… y las maravillosas calaveritas de azúcar, unos dulces con forma de calavera que llevan escrito el nombre del comprador. También las cruces, los violines, el dulce de pepita de calabaza… En fin, que pasarse por un mercado típico en estos días es una experiencia muy auténtica.

Pero el que más me llama la atención de todos es el pan de muerto. Además de por su nombre, porque creo que es el más antiguo de todos, y se remonta a la época de los antiguos indígenas, aunque por supuesto hay diferentes versiones, así que si hay errores, disculpen al que escribe, pero cuento la versión que más he encontrado.

Allá sobre 1519, durante la conquista existía un ritual mediante el cual se arrancaba el corazón latiente a una doncella y posteriormente se introducía en una olla con amaranto. Tras esto, quién encabezaba el rito mordía el corazón como muestra de agradecimiento al Dios correspondiente.

Cómo hicieron con el resto de rituales basados en sacrificios, los españoles intentaron eliminarlo, pero siempre es más fácil reemplazar que eliminar, así que elaboraron un pan de trigo con la forma de un corazón, bañado en azúcar y pintado de rojo, para simular la sangre de la doncella. Yo nunca he probado un corazón, pero supongo que los indígenas no eran tontos y les gustaba lo dulce como a todo el mundo así que poco a poco cambiaron los corazones de doncellas por el pan de muerto, una suerte, porque de lo contrario los mercados en México serían muy diferentes…

En fin, que esta es una de las tantas y maravillosas formas que tienen los mexicanos de burlarse de la muerte, comiéndola.

“Para el habitante de Nueva York, Paris o Londres, la muerte es palabra que jamás se pronuncia porque quema los labios. El mexicano, en cambio, la frecuenta, la burla, la acaricia, duerme con ella, la festeja, es uno de sus juguetes favoritos y su amor más permanente. Cierto, en su actitud hay quizá tanto miedo como en la de los otros; mas al menos no se esconde ni la esconde; la contempla cara a cara con paciencia, desdén o ironía”.

Octavio Paz

Written by dajoropo

2 noviembre, 2006 a 22:42

Publicado en Historias

Tagged with , ,

2 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. lo dicho:
    VIVA MÉXICOOOOO…

    aunque este año no estuvo tan “viva” la tradición acá en mty porque hubo demasiado frío y cayó entresemana la fecha… pues estuvo algo tristón y melancólico… más como lo ven en otros lados del mundo que como lo solemos ver acá…

    no hay problema… al rato que mejore el clima vermeos esos camposantos llenos de vida y de gente que va a revivir esas anécdotas con sus seres queridísimos.

    kluzter

    4 noviembre, 2006 at 2:29

  2. Apoyo la moción.

    Viva Méjico y sus gentes!!!

    miguel bau

    4 noviembre, 2006 at 10:30


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: